Meter miedo: Apretaron a Emilia Vassallo


Foto: Agencia para la Libertad

El pasado viernes 13 del corriente, alrededor de las 21.00 horas, un grupo táctico de la Policía Bonaerense ingresó al domicilio de Emilia Vassallo, madre de Pablo “Paly” Alcorta, asesinado por la Policía Bonaerense en la localidad de Morón.

Los efectivos estaban encapuchados, de civil, fuertemente armados. En primera instancia no les mostraron orden de allanamiento. Recibieron golpes y maltratos ella y su hijo; los inmovilizaron y esposaron.

Recordemos que Emilia es una referente y militante contra la represión estatal, organizada junto a otrxs familiares en la Marcha Nacional Contra el Gatillo Fácil, y hace algunos dias hubo avances en la causa judicial por el crimen de su hijo, que tenía 17 años, cuando DIEGO ARIEL TOLABA, POLICIA BONAERENSE, lo asesinó. Actualmente, se encuentra en actividad en la Policía de la Ciudad de Buenos Aires.

"Desde el corazón te estoy hablando"

Entre las miles de solidaridades que la rodearon se halla una infaltable: la de Norita Cortiñas, Madre de Plaza de Mayo Línea Fundadora, quien convocó a la compañera a la próxima ronda en Plaza de Mayo que se realizará este jueves 19 de setiembre. "Emilia, un fuerte abrazo, mi solidaridad, mi repudio total, y el agradecimiento a abogados y abogadas que están siempre al lado nuestro. Te voy a ver esta semana; te pido que este jueves vengas a la Plaza y vamos hacer público este repudio. Un fuerte abrazo para vos y tu familia. Hasta prontito, desde el corazón te estoy hablando", le expresó la pañuelo blanco en un audio.

Conferencia de prensa

En la conferencia de prensa que tuvo lugar en la sede del SIPREBA, sita en la calle México 441 2º piso D de esta Capital, se dió a conocer lo sucedido y el respaldo a la compañera agredida que es defendida por los Dres. Eduardo Soares y Rosario Fernández de La Gremial de Abogadas y Abogados.

Aquí el video: https://www.facebook.com/la.retaguardia.5/videos/363147041227968/

Fuente: Agencia para la Libertad - La Gremial de Abogadas y Abogados - La Retaguardia

¡ Ni un pibe menos ! ¡ Ni una bala más !


El título de esta nota refleja el sentir de la 5ª Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil que se llevó a cabo el pasado 27 de agosto. Con padres, madres, hermanos, amigos y allegados que continúan exigiendo justicia.

Marcharon de Congreso a una Plaza de Mayo vallada. El día anterior era ocupada por los adherentes al Gobierno Nacional. Los pobres molestan y los que reclaman también. Doble vara que no extraña. Desde 2015, las vallas simbolizan el miedo al pueblo que tiene el oficialismo. Más aún, desde las PASO que indicaron el rechazo a la gestión macrista.


Foto: Oscar Ciancio


Foto: Oscar Ciancio


Foto: Oscar Ciancio

Pero no marcharon solos. Proyecto 7, Correpi y el Encuentro Militante Cachito Fukman estuvieron acompañando el dolor de esos familiares con la voz en alto de Emilia Vassallo, madre de "Paly" Alcorta, y la posterior lectura del documento.


Foto: Oscar Ciancio

Así caminaron hasta el palco en donde las madres coraje fueron las protagonistas, con una Mónica Raquel Alegre que se quebró durante la lectura de una parte del documento. Sólo había dolor y esa sed de justicia que no se apaga.



Fotos: Oscar Ciancio

Caía la noche y seguían contando sus historias para que se tome conciencia del flagelo que significa el gatillo fácil, denunciando la represión estatal bajo un solo grito: ¡ Ni un pibe menos ! ¡ Ni una bala más !.

"¿Quién mató a mi hermano?", de Lucas Scavino y Ana Fraile


Que siga en cartel depende de todas, todos y todes nosotros.

La película que ronda la historia de Luciano Arruga y el grupo de Familiares y Amigos, con la participación de Vanesa Orieta, Mónica Alegre, Nora Cortiñas, Adolfo Pérez Esquivel y Pablo Pimentel, nos permitirá recordar pero también seguir buscando respuestas a muchos interrogantes que todavía siguen en pié.

Es una producción de Pulpofilms, con el apoyo de La Retaguardia a través de la investigación periodística de Fernando Tebele y Maria Eugenia Otero, que ha logrado numerosos premios a nivel nacional y que ahora llega al circuito comercial.

Ficha Técnica

Guión y Dirección: Ana Fraile y Lucas Scavino

Producción Ejecutiva: Daniel Botti y Ana Fraile

Montaje: Lucas Scavino

Fotografía y Cámara: Victoria Panero y Ana Fraile

Dirección de Producción: Eduardo Sánchez

Música: Pablo Bregante y Daniel Calabrese

Diseño Gráfico: Mariano Arias

Registro de archivos: Espacio Luciano Arruga

Investigación Periodística: Fernando Tebele y Maria Eugenia Otero

Diseño de Sonido: Martin Grignaschi Ricardo

Asistente de Producción: Laura Fraile y Lau Sanchez Urrutia

Postproducción de imagen: Gorky Films

Director de Postproducción de Imagen: Gustavo D. Gorzalczany

Postproducción de Sonido: La Burbuja Sonido

A 43 años de la Noche de los Lápices - Comunicado del Encuentro Militante Cachito Fukman


43º años de LA NOCHE DE LOS LÁPICES

En la madrugada del 16 de septiembre de 1976, en la ciudad de La Plata, seis adolescentes de entre 14 y 18 años fueron arrancados de sus hogares por las patotas del genocida Ramón Camps. Los trasladaron al CCD Pozo de Arana y posteriormente al CCD Pozo de Banfield donde fueron torturados. A principios de 1977 fueron asesinados y sus cuerpos desaparecidos.

Ellos no sólo lucharon por un Boleto Estudiantil Secundario, eran militantes sociales, soñaban por un mundo mejor. No se quedaban en sus casas, corrían a las calles para arrebatarle al poder de turno los derechos que nos corresponden como pueblo.

Alfabetizaban, reconstruían viviendas en las villas miseria de Ensenada, daban vacunas a los sectores más desprotegidos o tan sólo iban a hacerles compañía con guitarras y mates.

Abrazaban la solidaridad. El ego y la soberbia no estaban en sus manos constructivas, todo cabía en un segundo de lucha cuando el compromiso y el estar codo a codo en cualquier diagonal de la ciudad platense se trataba.

Besaban con sus pasos cada cemento, cada pasto y cada rincón de tierra.

Gozaban de la vida y el vecino, el trabajador, el estudiante era fundamental en esa fraternidad.

Limpiaban tormentas con sus miradas. Acariciaban lo duro con sus palabras.

Y se encaramaban en cualquier esquina para amarse y realizar pintadas.

Para ellos el amor y la lucha fueron sinónimos. ¿Qué sería de nosotros sin el amor? ¿Qué sería de nosotros sin la lucha? En fin, ¿qué sería de nosotros sin el ejemplo solidario de Horacio Ungaro, Daniel Racero, María Claudia Falcone, María Clara Ciocchini, Francisco López Muntaner y Claudio de Acha?

Continuemos con la lucha de ellos y de los 30.000, es la única manera de vencer a la desmemoria, a la mentira y a la injusticia.

Hoy se cumplen 43 años de “La Noche de los Lápices”.

Y uno de sus asesinos, Miguel Ángel Wolk, “el nazi”, goza de prisión domiciliaria en la ciudad de Mar del Plata desde abril de 2018 cuando los jueces Germán Castelli, Alejandro Esmoris y Pablo Vega del Tribunal Oral Federal 1 de La Plata votaron a favor del pedido de excarcelación. Wolk, como tantos otros represores de aquellos Centros Clandestinos de Detención, Tortura y Exterminio, actuaron también bajo las órdenes del genocida Miguel Osvaldo Etchecolatz.

Desde el Encuentro Militante Cachito Fukman seguimos exigiendo Memoria, Verdad y Justicia por los chicos y chicas de “La Noche de los Lápices”, quiénes no entregaron sus vidas, sino que se las arrancaron; ellos entregaron compromiso, solidaridad, acción e ideas para una vida más justa y respirable para cada uno de nosotros.

El Encuentro Militante Cachito Fukman adhiere y acompaña a las familias de los chicxs quiénes con su corta edad alumbrarán siempre el camino a seguir, sabiendo que desde el mar, desde el cielo y desde cualquier esquina ellos nos empujan a seguir siempre adelante, un paso más.

Dejémonos empujar hasta la victoria.

Horacio Ungaro, presente.

Daniel Racero, presente.

María Claudia Falcone, presente.

María Clara Ciocchini, presente.

Claudio de Acha, presente.

Francisco López Muntaner, presente.

¡ Ahora y siempre !

¡ Hasta la victoria siempre, venceremos !

Reconstruyendo la memoria: Masacre de Trelew


Foto: Jorgelina Araceli Méndez

El pasado 22 de agosto se cumplieron 47 años de la masacre llevada a cabo por efectivos de la Armada Argentina en la Base Almirante Zar, tras la fuga masiva del penal de Rawson organizado por militantes del PRT - ERP, FAR y Montoneros.

El Encuentro Militante Cachito Fukman convocó a un acto para recordar este hecho en el cual fueron asesinados: Alejandro Ulla (PRT - ERP), Alfredo Kohon (FAR), Ana María Villarreal de Santucho (PRT - ERP), Carlos Alberto del Rey (PRT - ERP), Carlos Astudillo (FAR), Clarisa Lea Place (PRT - ERP), Eduardo Capello (PRT - ERP), Humberto Suárez (PRT - ERP), Humberto Toschi (PRT - ERP), José Ricardo Mena (PRT - ERP), María Angélica Sabelli (FAR), Mariano Pujadas (Montoneros), Mario Emilio Delfino (PRT - ERP), Miguel Ángel Polti (PRT - ERP), Rubén Pedro Bonnet (PRT - ERP) y Susana Lesgart (Montoneros). Solamente sobrevivieron tres: Alberto Miguel Camps (FAR), quien fue asesinado en 1977; María Antonia Berger (FAR), quien desapareció en 1979) y Ricardo René Haidar (Montoneros), quien fue desaparecido en 1982.

No obstante, conviene recordar que dos grupos de compañeros pudieron huir. Uno, integrado por Mario Santucho, Domingo Menna y Enrique Gorriarán Merlo (PRT - ERP); Marcos Osatinsky y Roberto Quieto (FAR) y Fernando Vaca Narvaja (Montoneros), quienes pudieron tomar el avión de Austral que los llevaría a Chile y con el apoyo del Presidente Allende, logran viajar a Cuba. Otro, apenas llega cuando el avión ya despegaba del aeropuerto de Trelew y luego, tras una conferencia de prensa, piden garantías para su vida pero son llevados a la Base Almirante Zar para, luego, ser asesinados por las fuerzas a cargo del entonces capitán de navío Horacio Mayorga.


Foto: Jorgelina Araceli Méndez

En la Plazoleta Rodolfo Walsh se congregaron militantes de diversas organizaciones para homenajear a los caídos, viendo sus fotos para recordar sus rostros y contar algo de su vida y militancia. Mucha emoción. Demasiada. Sobre todo para quienes vivieron aquellos años de Lanusse y el regreso del General Perón. Algunas y algunos éramos chicos cuando todo ocurrió. Y la adolescencia y la juventud, desde aquellos años, jamás supo de lo ocurrido. No se podía enseñar. Estaba prohibido. Tapado. Ocultado.

Cachito y el Sueco Lordkipanidse fueron creciendo en la ola revolucionaria de los ' 70. También militaban como tantas y tantos otros. Al escuchar las historias de vida, es evidente que los marcó el fuego guevarista, el sentir revolucionario y el deseo de una Argentina diferente. Rostros, descripciones y señales fueron los disparadores de la emoción por esta fecha cara para los verdaderos revolucionarios. Por supuesto que no, para aquellos que solamente lo hacen desde un teclado como ocurre ahora a través de las redes sociales. Y este tipo de actos contribuye a sembrar memoria. Porque quienes olvidan, corren el riesgo de repetir lo vivido. Se trata de tomar conciencia y de convertirnos en verdaderos revolucionarios. Como el Che, como Santucho...


Foto: Jorgelina Araceli Méndez

Los oradores iban pasando. La memoria, ilustrada en las fotografías de época que enmarcaban la esquina de Perú y Chile, brillaba para dar espacio a la presencia de las y los compañeros asesinados. Y como si fuera poco, apareció Norita Cortiñas para acompañar.

Un rasgo saliente fue la anécdota contada por el Sueco Lorkipanidse. Recordó que, cuando salieron de la ESMA, le preguntó a Cachito Fukman: - Y ahora, ¿qué vamos a hacer?. Rápido de reflejos, como siempre lo fué, el compañero ya fallecido le respondió: - La Revolución, boludo... Era la síntesis de la militancia viva.


Foto: Jorgelina Araceli Méndez

Pero luego de los presentes, ahora y siempre, hubo un cierre musical que terminó de dar brillo a la jornada iluminada por el Che y por Santucho con la entonación del Chamamé a Cuba y Hasta siempre que ya publicamos con anterioridad. Y hasta Norita se animó a hablar y a cantar. Madre presente, que continúa la lucha junto a Mirta Baravalle y Elia Espen, no se privó de hacer lo que se tiene que hacer: poner el cuerpo.

Ya entraba la noche y los abrazos emocionados marcaban la despedida de una jornada de homenaje, de recuerdos compartidos, de alegrías y tristezas, de encuentros y reencuentros. Pero la lucha sigue y la memoria la debemos seguir sembrando para construir otro país, otra Argentina que merezca ser vivida por todas y todos.

Chamamé a Cuba


Foto: Archivo

El cierre del acto convocado por el Encuentro Militante Cachito Fukman, en homenaje a las y los caídos en la Masacre de Trelew, fue el canto de esta excelente canción folklórica...

Letra y música: Compañeras y compañeros presos en la Cárcel de Rawson

Una tarde de enero tomé mi canoa pa' dar una vuelta
Me dijeron cuidate que con la tormenta te vas a perder
Pero soy correntino machazo en mi pago y baqueano en el Delta
Salí cuando entraban las primeras luces del atardecer

Cuando ya estaba oscuro como boca e' lobo pretendí volverme
Pero el río engañoso me llevó a empujones a orillas del mar
Y desalentado sin ver más la costa, para entretenerme
Panza para arriba contando estrellitas me puse a pensar

Yo pensaba en lo poco que vale un hombre cuando está tan solo
Pero tuve una idea que en aquel momento me hizo reaccionar
Haré una proeza como Vito Dumas seré Marco Polo
Y al volver a mi pago toditas las guairas me querrán besar

Y a los pocos días de navegación
Tuve una alegría pues ya me creía Cristóbal Colón
Y andaba con pena cuando vi el manchón
Que no era ballena y sí tierra buena, caray que alegrón

Cuando puse un pie en tierra y eché una olfateada por si era Corrientes
Y al ver a un paisano con una escopeta le pregunté a él
Si el rancho e' La Cambicha quedaba muy lejos, dijo buenamente
Usted está en Cuba patria socialista, tierra de Fidel

Yo quería volverme por lo que leía en el diario La Prensa
Pero al ver los cubanos trabajar contentos por el porvenir
Hoy la tierra es de todos, no hay analfabetos y hasta un niño piensa
Que aquel que entre en Cuba con aires de guerra no podrá salir

Porque aquellos fusiles que ayer apuntaban al pueblo oprimido
Son los que hoy defienden en manos del pueblo su Revolución
Son los que en mi pago los llevan milicos de dos apellidos
Son los que tendremos el Moncho Raela, Jesusa y Ramón

Y con mi canoa y mi chamamé
Dejé a Raúl Roa y puse la proa a mi pago otra vez
Y a los correntinos yo he de serles fiel, y aquí yo termino
¡ Qué mueran los yanquis que viva Fidel !

Hasta siempre (Carlos Puebla)


Foto: Archivo

Canción entonada como cierre del acto realizado el pasado 22 de agosto en la Plazoleta Rodolfo Walsh, en homenaje a los caídos en Trelew, convocado por el Encuentro Militante Cachito Fukman


Aprendimos a quererte
desde la historica altura
donde el sol de tu bravura
le puso cerco a la muerte.

Aqui se queda la clara,
la entrañable transparencia
de tu querida presencia,
comandante Che Guevara.

Tu mano gloriosa y fuerte
sobre la historia dispara,
cuando todo Santa Clara
se despierta para verte.

Aqui...

Vienes quemando la brisa
con soles de primavera
para plantar la bandera
con la luz de tu sonrisa.

Aqui...

Tu amor…

Fuente: Musixmatch

El niño de Ocaña (APE)

Por Alfredo Grande

(APe).- Viajar en subte es una experiencia religiosa. Si los designios de Dios son inescrutables, los designios de los metrodelegados y de la empresa metrovías no lo son menos. Es preferible perder el pasaporte que la Sube. No se venden boletos para un viaje, y menos para varios. Sube o No Viaja. No sé si será por la artritis que causaba cargar la Sube, como dijeron algunas veces los dueños de los viajes de los trabajadores, donde se juega la maldición del presentismo, ante la plaga de cualquier paro sorpresivo.

Lo cierto es que ahora: Sube o Muerte. O que algún controlador de esos que están para que nadie se atreva a eludir los $20 pesos y más de cada viaje se apiade y permita pasar por la salida de emergencia, transformada en una entrada de emergencia.

Si el que se va sin que lo echen, vuelve sin que lo llamen entonces mejor echarlo para que nunca vuelva

Aforismo implicado A. G.

El progreso se mide por la cantidad de cámaras de seguridad, no por el aumento de la seguridad. En la actualidad de la cultura represora, cuidar es filmar un poco. Cuando entrás al vagón, tenés la misma sensación de una sala de terapia intensiva. La mayoría de los pasajeros están conectados a cables, con expresión de coma electrónico grado 2 y 3. Conectados a diversas virtualidades, que los convierten en autistas funcionales. Muy adecuado para no ver el desfile de diversas formas de la indigencia. Vendedores, algunos buenos artistas, mujeres con niñas y niños pidiendo monedas que pocas veces reciben.

En uno de esos viajes pude sentarme. El cable del auricular del celular estaba tan enrollado, que opté por la intelectual solución de comenzar a leer una obra de teatro de Lope de Vega. La había visto siendo más joven que ahora y siempre quedé impregnado de la historia del comendador de Ocaña y su deseo por la esposa de Peribáñez. Intenté y curiosamente lo logré, abstraerme de la muchedumbre enlatada. Leí extasiado: “Cuentan de un rey que a un árbol adoraba, y que un mancebo a un mármol asistía, a quien, sin dividirse noche y día, sus amores y quejas le contaba".

En el último verso del primer cuarteto del hermoso soneto, sentí un leve rozamiento en mi mano. Levanté la mirada del texto y me crucé con la mirada de un niño de no más de 6 años. No puedo decir que me sonreía. Simplemente porque era un niño que no sabía sonreír. Apenas una mueca en labios tensos y agrietados. Intuí cierto desconcierto cuando sostuve la mirada. He notado que la mayoría de los zombis electrónicos ni siquiera miran a los que vanamente intentan recibir alguna ayuda. Nuestras miradas se sostuvieron. Yo sí pude sonreírle. No hubo espejo, pero al menos seguía mirándome. Algo de mi presencia, mezcla nada ingenua de setentista psicobolche con jubilado de motor y chapa deteriorada, sostenía su atención. Casi cometo el error de preguntarle: ¿Cómo te llamás? El error lo cometí a los pocos minutos. “¿Cómo te llamás?” Me contestó con cierto desdén, pero que sostenía al menos una cierta intención de iniciar un diálogo. “No sé, pero me dicen el Peri”.

La asociación libre no siempre es mala consejera. “Peri” lo asocié con mi lectura. ¿Se llamaría Peri Ibáñez? ¿Sería yo el comendador de Ocaña? “Pero el que un tronco y una piedra amaba, más esperanza de su bien tenía, pues, en fin, acercársele podía, y a hurto de la gente le abrazaba”.

En estos tiempos, aunque la pedofilia sigue siendo pandemia, no son pocos ni pocas los que sospechan de la ternura y la caricia. Por eso disimulando, casi al pasar, le dije si quería acompañarme fuera de la caverna del subte y que a lo mejor una escalera mecánica nos llevaba a conocer otros cielos. Me miró con una mueca diferente, sin sorpresa pero con una insinuación de interés. No me animé a agarrarlo de la mano, por esa culpa pequeña burguesa que me perfora. La primera señal del cielo fue un maxikiosco. Miraba como un sediento al oasis. Le pregunté si quería galletitas y agarró 10 paquetes. “Tengo 8 hermanitos” ensayó suavizando la mueca que ahora parecía imitar a una sonrisa. Yo no necesitaba esa explicación, pero de todos modos me alegró que me la confiara.

Caminamos por la metropeatón de la calle Corrientes, eso que algunos llaman Corrientes peatonal. Ya empezaba a oscurecer y la tentación de una pizza y más de una birra era intensa. Buscaba la manera de decírselo, de tal modo que no pudiera tomarlo mal. El Peri me ayudó: “Pizza”. Y señaló la catedral de la pizza, el mítico Guerrín. Entramos y le pedí a la distribuidora de flujos humanos una mesa para dos. La autoridad de mesas miró al Peri. “No aceptamos vendedores nene”. La miré de la forma irónica que me ha hecho tan popular. “Es mi nieto. Y sólo vende felicidad”. La carcajada del Peri me llenó el alma. “Vamos abuelo, al fondo hay una mesa” No pude impedir que el Peri pidiera la gaseosa que garantiza la felicidad.

Cada uno pone sus ilusiones donde quiere y con mi manía de asociar libremente me vinieron imágenes de las Paso. Transformadas por la alquimia de la política en un plebiscito del cual la oposición no piensa tomar nota. Esperar hasta Octubre y luego Diciembre. La quinta porción que el Peri devoró, pudo arrasar con la mueca. Ahora entendí lo del corazón contento con la panza llena.

Para la derecha, lo legítimo es lo legal. Para la izquierda, lo legítimo es una lucha permanente, aunque sea ilegal.

Aforismo implicado A. G.

¡Mísero yo, que adoro en otro muro colgada aquella ingrata y verde hiedra, cuya dureza enternecer procuro! Sentí en todo mi cuerpo que había logrado, al menos en ese mágico instante, enternecer tanta dureza. Me refiero a la mía. Me daba cuenta que yo había perdido la ternura, y que el Peri me dio la donación de encontrarla. Me distraje un momento. A pesar de todos los mandatos anti patriarcales, no resistí la observación de una morocha que salía de la pizzería. Maldije mi machismo, al parecer incurable. No vi al Peri. Salí rápidamente de la pizzería. Entré en la metropeatón, volví al kiosco. No lo vi más. Cuando el guarda del subte me despertó, el libro de Lope de Vega estaba en el suelo. “Ultima formación. Estación terminal. Debe bajarse” Lo de terminal lo tomé como la confirmación de que muerto el perro no se acaba la rabia. Y que nadie quiere bajarse de las formas constitucionales, siempre preferibles a la desesperación popular. No me atreví a preguntar por el Peri. “Tal es el fin que mi esperanza medra; mas, pues que de morir estoy seguro, ¡pide al amor que te convierta en piedra!”

Salí de la caverna pero ya no encontré la luz. Miré la pizzería con patética nostalgia. Recordé las Paso y me di cuenta de qué corto, qué miserable, qué aterrador fue ese Paso. Ni la oposición triunfante quiere avanzar más para no espantar al vellocino de oro de las instituciones.

La impunidad política y cultural será sellada. Que la devaluación y la inocencia les valga. Y caminando en solitario, recordando la carcajada de mi nieto cuando me asumí como su abuelo, sólo pude pensar y sentir en el silencio de mi mente: “Le pido al amor que no convierta al Peri, el niño de Ocaña, en Piedra”.

Fuente: Agencia Pelota de Trapo - Link

El día después

Por Estela Pereyra *

Muchos sabemos que el verdadero poder, el poder material, siempre lo tuvo y lo tiene la clase dominante que administra SU estado de acuerdo con SUS necesidades. También sabemos que las capas populares de nuestro pueblo no dan más, están exhaustas de tanto saqueo que, para que unos pocos se enriquezcan, costó el empobrecimiento de trabajadores, desocupados y jubilados arrinconándolos a una pobreza extrema.

Cada cuatro años son elegidos los representantes políticos que administrarán ese estado. Algunos lo harán con ciertas consideraciones hacia los más desposeídos y otros con ninguna consideración, como el caso de Macri y sus CEO funcionarios. A eso le dijo BASTA el pueblo ejecutando un voto castigo ejemplar que polarizó al electorado a límites increíbles.

Son lógicos no sólo el castigo ejemplar, sino la alegría generalizada de esa respuesta unificada de rechazo absoluto, contundente y aplastante a la política de despojo, de insensibilidad social, de cinismo y mentiras sostenidas con más mentiras. Nadie puede pensar que el país se hizo peronista de la noche a la mañana. Lo que sucedió es que la polarización representó el deseo de las mayorías de que se vayan los que están, de apostar a los que más chances tenían para sacarlos y los que, alguna vez, tuvieron ciertas consideraciones con las capas populares. Los más votados no prometieron hacer la revolución, es más, declararon abiertamente que continuarán con el sistema dominante en el mundo: el capitalismo. Y el pueblo no resiste al sistema, resiste al desguace canalla de su honra, de las mínimas cosas que conforman su ideario de la dignidad.

Ante ello, se escuchan los pataleos de los muchos que no acuerdan con el sistema pero que se olvidan de que sus propias mezquindades impidieron ofrecer una propuesta mejor, creíble, generosa y NO SECTARIA. Y todos, con justicia, nos acordamos del cianuro y el glifosato contaminando y matando; de los recursos naturales que se van, como por un tubo, a través de las multinacionales; de las represiones de ayer y hoy a los trabajadores y pobres; de los gatillos fáciles que se llevaron a nuestros pibes de los barrios. Todos tenemos razón, pero también todos los críticos tenemos responsabilidades, nos guste o no admitirlo y hacernos cargo, autocríticamente, como corresponde.

Ante este panorama, las masas hicieron su opción y eligieron la patada contundente al gobierno, como un primer paso colectivo para sacarse de encima a los cínicos que, con una mano se llevaron nuestra dignidad mientras con la otra embolsaban en sus cuentas de paraísos fiscales nuestros recursos y engordaban sus patrimonios personales asociados con la burguesía transnacional en múltiples empresas, algunas revestidas de rostro “nacional” y otras, directamente sin maquillaje patrio, a multinacionales. Porque desde la Barrick Gold, hasta Monsanto, cuentan con socios locales que favorecen y son parte de sus negocios. Y esto, sólo por nombrar dos empresas como casos testigos.

La desesperanza, la desesperación, la angustia, la amargura, la desazón se hicieron carne en vastos sectores de la población: los que se quedaron sin trabajo, los que vieron impotentes cómo cerraban fábricas y empresas, los que dejaron de comer, los que ya no tienen techo, los que vieron arrebatadas sus pensiones por invalidez, los que padecieron el saqueo de sus medicamentos y beneficios de obra social siendo viejos, los que sufrieron la pérdida del poder adquisitivo de sus salarios y planes sociales al compás de una inflación indetenible y tantos otros que perdieron hasta las ganas de vivir, porque, en el camino, muchos eligieron la muerte rápida y se suicidaron antes que aceptar la muerte lenta que la política del gobierno ofreció en cuatro años. Ésas y no otras fueron las razones de su voto. Más que un voto castigo, fue un voto por la sobrevivencia. Eligieron el mal menor y nadie puede señalar con el dedo a quienes optaron por lo conocido y no por lo bueno por conocer.

Quienes no sean parte de la alegría de este pueblo por el resultado de las elecciones que liquida la opción del “cambio” a una vida peor o vive en un frasco o es un marciano o pertenece a los expropiadores de esa dignidad que el pueblo pretende recuperar.

Todos saben que continuarán los tiempos difíciles, pero ayer rescataron su esperanza, porque de eso se trata la algarabía, de esperanza, nada más ni nada menos. ¿Quién tiene la autoridad moral para señalarlos…? Que tire la primera piedra.

Ahora, esa clase dominante hace sus jugadas: aumentan el dólar y las tasas y empujan lo que queda de la economía devastada hacia un caos inmanejable. No es casual: la burguesía también juega sus fichas. Este gobierno ya no le garantiza gobernabilidad, algo indispensable para que sus negocios funcionen y mantengan su tasa de ganancia. Alguna vez, un ministro de economía, refiriéndose a la clase dominante, dijo: “Yo les hablé con el corazón y ustedes me contestaron con el bolsillo” y ésa es la respuesta SIEMPRE que tienen a mano, la que saben, la única posible desde su óptica interesada en SU clase.

Si así lo han decidido, apresurarán el desplome definitivo del gobierno, se la harán corta y difícil para que se vaya rápido y venga el recambio para barajar y dar de vuelta en mejores condiciones. Saben, perfectamente, que están sentados sobre una bomba de tiempo: las masas les arrebataron a Macri y sus nefastos funcionarios la legitimidad. Y sin legitimidad no hay negocios posibles.

Muchos saben que el próximo gobierno no hará magia ni tampoco será revolucionario, pero igual apostaron a ese futuro incierto porque si algo recuperaron este domingo es la subjetiva esperanza, en reemplazo de la material y comprobada angustia en la que nos sumió Macri y sus oligarcas. Se equivocó Asís cuando sostuvo “se viene el peronazo”, porque muchísimos de los votantes de ayer no son peronistas, simplemente son los postergados y ninguneados por este gobierno que, a esta altura, padece de un automatismo preocupante, el mismo que lo llevó a su derrota. Ni las encuestas fueron fidedignas ni Durán Barba pudo pergeñar una nueva política de manipulación ni los medios afines a la burguesía lograron contrarrestar el descontento general, el hartazgo y el asco que sembraron durante cuatro años. Por su parte, el peronismo debería conservar la prudencia, la mirada no sectaria y ser consciente de que muchos no peronistas hicieron posible su triunfo. Si se suben a la soberbia, se repetirá el 2015 y, así, no nos bajaremos nunca de la misma calesita.

Y a la aplastante respuesta colectiva de ayer (11/08), donde sólo intervinieron las masas, le corresponde la jugada del bolsillo de la clase dominante que está muy asustada ante semejante y masiva repulsa a los que creían que habían llegado para quedarse. No señores, no aprendieron de la dictadura del ‘ 66 ni de la del ‘ 76. No aprendieron a conocer a este pueblo capaz de sacudirse dictaduras genocidas y sangrientas que funcionaron al compás de una política económica de saqueo a las capas populares.

Ninguna clase se suicida, la burguesía tampoco. No sería de extrañar que terminen siendo ellos, los dueños del poder material, el verdadero poder político, quienes empujen al gobierno hacia un abismo, como ya hicieron en el ‘ 89. Todo da para pensar que así será por lo cual no sería de extrañar el adelantamiento de las elecciones de octubre y la asunción del nuevo gobierno en diciembre. Hay final abierto hacia adelante.

Mientras, miles de trabajadores y pobres, los negros del “garrá la pala”, las negras que “se embarazan por un plan”, los que nunca pensaron votar al peronismo e inauguraron ayer su primera vez y hasta los que no los votaron festejan, son felices por un día, quizás por unos cuántos días, por el sólo hecho de haberle devuelto a este gobierno canalla la trompada en la mandíbula que le impedirá levantarse. Y tanto es el descalabro hacia adentro de la coalición gobernante que muchos de sus fiscales ya no quieren volver a fiscalizar en las próximas elecciones. Las ratas abandonan el barco, el rey de trapo está desnudo y su corte de sátrapas, a la intemperie. ¡ Adiós a sus bailecitos tilingos ! ¡ Adiós a su segundo semestre ! ¡ Adiós al túnel de las falsas promesas ! ¡ Adiós a la política de la tecnología, los bots, los trolls y las redes ! La gente de carne y hueso les regaló un desprecio del que no se vuelve.

* Enviado por su autora, quien escribió "Mariposas y Libertades"

Argentina, terremoto continental (La pupila insomne)

Por Ángel Guerra Cabrera

@aguerraguerra


La aplastante victoria de Alberto Fernández, candidato a la presidencia por el Frente de Todos(FT), en las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias de Argentina(PASO) es un hecho no solo de gran trascendencia política nacional, sino regional y mundial. Debe subrayarse la presencia, como su compañera de fórmula, de Cristina Fernández de Kirchner, uno de los actores y actoras principales de la gran corriente política latinocaribeña de fines del siglo XX y principios del XXI contra el neoliberalismo, por la independencia, la justicia social y la unidad e integración de nuestra América. Cristina en su momento dio un paso al costado y propuso a su correligionario para encabezar el dúo por considerar que era lo más conveniente a los intereses populares.

La victoria obtenida demuestra la maestría estratégica de la ex presidenta -y, claro, su altura de miras- pues la asunción por Alberto de la candidatura presidencial, junto a su experimentado oficio político y don de gentes arrojó magníficos frutos en lo que hace al aglutinamiento de gran parte del peronismo en torno a la fórmula Fernández - Fernández (FF) y la atracción por esta de más sectores de clase media. Ninguna encuestadora fue capaz de acercarse siquiera a los resultados obtenidos por FF, pues aunque coincidían en pronosticar su victoria, le asignaban 5 o menos puntos de ventaja. Pero tardó en exceso en conocerse el cómputo oficial, no obstante que un alicaído y desajustado Macri salió temprano a reconocer su derrota. De muy mala gana y, en el colmo del narcisismo, el nacido en cuna de oro culpó de ella a los electores y mandó a los argentinos a dormir, orden incumplida por los seguidores de FF. Estos esperaron pacientemente a que el gobierno anunciara sus datos horas después en un intento por mejorarlos mediante la manipulación digital, impedido por la justicia electoral. No obstante que los sondeos a boca de urna lo habían adelantado, fue entonces que se supo a ciencia cierta que la fórmula FF lograba más de 11 millones y medio de votos y unos 15 puntos de ventaja, celebrados hasta avanzadas horas por los frentistas. Datos más finos de hoy arrojan 49.2 por ciento de la votación para el peronismo-kirchnerismo frente a 33.1 de Macri, una tremenda ventaja de 16 puntos.

Este resultado dejó claro el contundente rechazo de dos tercios del electorado a las asfixiantes políticas neoliberales aplicadas en los últimos tres años y medio: recortes masivos de empleos, inflación galopante, caída de salarios, devaluación del peso, tarifazos de más de 1000 por ciento, desindustrialización, quiebra de miles de pymes, reducción sustancial de la inversión pública y aumento importante de la pobreza y la desigualdad social.

Ello, no obstante que el ultraneoliberal gobierno de Mauricio Macri, recibió el año pasado un préstamo, o “rescate”, del Fondo Monetario Internacional (FMI) por 57.100 millones de dólares, el mayor concedido por la institución de crédito en toda su historia. Este supuestamente protegería a los más vulnerables de los efectos del draconiano plan de ajuste acordado con el FMI para “sanear” la economía rioplatense, pero en realidad quienes se beneficiaron de él fueron principalmente los especuladores financieros, incluidos el presidente argentino y varios de sus ministros de gabinete. Obviamente, el desembolso de un monto tan elevado por el FMI solo podía obedecer a una decisión de Donald Trump en favor de su amigo Macri y del sostenimiento de uno de los gobiernos más serviles al imperialismo yanqui en América Latina y el Caribe, al extremo que despertó celos y censuras de algunos de los socios europeos de Washington.

La ventaja lograda por Alberto Fernández ha sido de tal contundencia, que todos los analistas coinciden en que es simplemente irremontable.  De modo que es razonable esperar que refrende y hasta supere este desempeño en la elección del 28 de octubre sin necesidad de someterse a la segunda vuelta, una gran noticia para nuestra América, para las elecciones que esperan a la izquierda en Bolivia y Uruguay y también para el México lopezobradorista. Macri, luego de haber aumentado artificialmente el viernes el precio de los valores argentinos en Wall Street para dar una imagen de favorito de los círculos financieros, ha mantenido después del batacazo una conducta errática e irresponsable, que tiró al piso los indicadores bursátiles y el peso. Al fin, el miércoles en la mañana, 3 días después de su derrota, en una tácita admisión de que se inicia la transición, llamó a Alberto Fernández, quien había mostrado disposición al diálogo, aunque aclaró que quien gobierna hasta el 10 de diciembre es Macri. Fernández criticó el ya cuestionado paquete de medidas económicas y sociales recién anunciadas por el presidente y dio a entender que eran electoreras. Precisamente dijo haberle sugerido que sea más presidente que candidato para evitarle mayores sufrimientos al pueblo argentino.

Fuente: La Pupila Insomne

Encuentro Militante Cachito Fukman: Entre el homenaje y la lucha


Nació como "un encuentro de compromiso militante de resistencia y lucha contra las violaciones a los
Derechos Humanos, en parte de un Estado cómplice que los avasalla" y surgió "de las luchas y resistencias de los movimientos sociales y políticos de nuestra historia militante" aprendiendo "de la solidaridad, el compañerismo, la voluntad inclaudicable de las Madres de Plaza de Mayo, junto a Norita Cortiñas, Mirta Baravalle, Elia Espen, Pepa Noia, Adriana Calvo, Nilda Eloy, Cachito Fukman, entre tantos otros, para levantar "las banderas, sueños y proyectos que nos trazaron los 30 mil por una sociedad igualitaria, democrática, con justicia social sustentada en la distribución igualitaria de la riqueza"

Para eso, se propusieron "un espacio de práctica asamblearia, de aprendizaje mutuo, de consenso, de clase, feminista, de diversidad de género, ecologista, plurinacional, anticapitalista". Y no es poco cuando se trata de "la construcción de la memoria colectiva, el respeto y defensa de los DDHH, por la defensa del derecho a la justicia de las victimas asesinadas por la Triple A, la CNU, por los 30 mil compañeras y compañeros detenidos desaparecidos, contra la impunidad, castigo a los represores y sus cómplices de ayer y de hoy. Por la defensa de los derechos laborales y sociales, de la niñez y adolescencia, las libertades políticas, los derechos ambientales, el derecho a la vivienda digna, a la salud y educación pública y la protección de los bienes comunes", como también "El acceso y la preservación del aire, el agua y la tierra, tal como lo reclaman históricamente los pueblos originarios. Es decir, el derecho a la VIDA y el BUEN VIVIR".

Y afirman su oposición rotunda "al pago de la fraudulenta e ilegítima deuda externa contraída por todos los gobiernos (militares y posteriores) en contra de las voluntades populares largamente manifestadas generación tras generación a lo largo de nuestra historia".

"La impunidad sembrada por las dictaduras y los gobiernos postdictatoriales amparó con leyes infames a los ejecutores directos y sus cómplices negando una y otra vez la ejecución de un genocidio. Así la supervivencia del aparato represivo dictatorial significó la segunda desaparición de Julio López y el asesinato de Silvia Suppo, Elsa Sosa de Fagetti, sobrevivientes y testigos que dieron su testimonio en los juicios contra el terrorismo de Estado. Se suma a ello la búsqueda, todavía hoy de los más de 300 jóvenes apropiados por los genocidas" y exigen "la apertura total de los archivos, la independencia de los Organismos de Derechos Humanos de los gobiernos de turno en todos los aspectos. Tampoco deben quedar en manos del Estado la preservación de los Centros Clandestinos de Detención. La resignificación y la banalización orientadas a la reconciliación son negadoras y atentatorias contra la Memoria, la Verdad y la Justicia"

Pocas palabras y mucha acción militante como quería Cachito. Ir al grano. Estar en las calles cuando sea necesario y oportuno. Organizados. Unidos para la lucha. No es un encuentro más. Es la suma de voluntades dispuesta a continuar luchando por los Derechos Humanos, por los de abajo...

No podíamos dejar pasar esta conjunción de homenaje y lucha en estos momentos de gran trascendencia política y social, donde se impone ganar las calles porque son nuestras y no, de ningún gobierno sino del pueblo.

En resumidas cuentas, nos invitan a poner el cuerpo al igual que las Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora como Norita Cortiñas, Mirtita Baravalle y Elia Espen. No es poco. Y vale la pena reconstruir la memoria histórica para no olvidar, saber la verdad y exigir juicio castigo a las y los responsables del genocidio que, por si fuera poco, aún continúa con otras formas de torturar y asesinar.

Cumplimos 15 años y seguimos en la lucha

El pasado 26 de julio este blog cumplió 15 años. Hay toda una historia detrás que no puede quedar inconclusa y por ello, volvemos al ruedo como podemos. Hoy, las noticias se reducen a las elecciones burguesas, a las PASO, que no han solucionado ninguno de los problemas de nuestro país. La consigna es “todas y todos por un cargo o puestito político”. Y a eso nos vamos a referir en un próximo artículo.

Por el Prof. Juan Carlos Sánchez

Embanderados con el Che y con Santucho, volvemos a la web. No será lo mismo que antes, pero tampoco habrá silencios. Hay muchas cosas para decir y no dejar pasar en el medio de la anestesia impuesta por la cultura represora.

Cumplimos años pero no pudimos festejarlo a tiempo. Pero nunca es tarde, cuando la dicha es buena. Otra voz más se suma al mundo bloguero -ya que nos critican tanto que no hacemos periodismo sino copypaste- para dar cuenta de una realidad que asusta. Se advierte en las calles. Vale la pena caminar por ellas para darnos cuenta del incremento de la cantidad de personas que viven en la calle, con y sin discapacidad.

Volver a escribir era necesario para informar, en el medio de la sobre y sub información reinante, en la confusión permanente a la cual estamos sometidos. Cuando podamos, incluiremos fotos. Cambiaron las condiciones de Google para ello y eso nos impide ilustrar las notas que irán saliendo.

De a poco, se irá construyendo una nueva etapa. Más pausada. Más razonada. Y porque no, esperando las colaboraciones que nos quieran hacer llegar. Por supuesto, pedimos disculpas a quienes han enviado gacetillas y material para publicar durante esta larga ausencia.

No nos olvidamos de Santiago Maldonado, Rafita Nahuel y nuestros pueblos originarios. Mucho menos, de la tragedia que significan los agrotóxicos y la megaminería contaminante. Iremos por estos temas que, junto al gatillo fácil, forman parte de nuestra esencia periodística aunque la llamen bloguera.

Nos va a costar generar contenido propio por el momento. De allí, que solamente iremos publicando algunas notas de otros sitios web, mencionando la fuente, para ubicarnos en la triste historia presente que vivimos.

Cumplimos años, volvemos a publicar. No es poco. La aventura de hacer periodismo por mano propia sigue en pié al igual que hace años atrás. Y los invitamos a acompañarnos en esta nueva etapa.

Luciano Arruga: Con sed de verdad y justicia


Foto: Jorgelina Araceli Méndez

Marcharon ayer. 10 años después del secuestro, desaparición y asesinato de Luciano, el reclamo sigue intacto. La lucha también. Quedó demostrado en la compacta movilización por la Av. Mosconi, de Lomas del Mirador, para despertar la modorra de las y los vecinos. Como es habitual, estuvieron presentes la Asociación de Ex - Detenidos Desaparecidos, CORREPI, La Poderosa y tantas otras organizaciones que se fueron sumando a lo largo de la marcha.

La emoción fluía entre la voz de Vanesa, recordando estos años en un recorrido oral que era acompañado por ese ¡ Presente ! que calaba hondo entre quienes marchábamos. Familiares de víctimas de gatillo fácil o de asesinatos como el de Clemente Arona, con la presencia de Ana Braghieri, la madre del joven “atropellado” en Venado Tuerto, que iban diciendo sus verdades. Las que desmienten el discurso oficial de todos los gobiernos. La represión es estatal. También estuvieron presentes los familiares de las víctimas de Cromagnon, como Silvia Bignami y Delia Belardinelli. Todas y todos juntos por las y los pibes.

No era una caminata más. Fue el camino hacia la búsqueda de la verdad y de la justicia. A cada paso, se advertía esa sed además de la provocada por el intenso calor de la tarde. Y constituyó una verdadera señal política. Nadie se va a rendir ante el poder que sigue torturando, matando y desapareciendo en democracia.

Fue la respuesta a Bullrich, la impulsora de la baja de la edad de imputabilidad y de la doctrina Chocobar. A un gobierno que pretende ahogar en sangre los reclamos de la clase trabajadora y de todas y todos aquellos que pensamos y soñamos con una Argentina diferente. Por supuesto, sin olvidarnos que forma parte de la burguesía junto con el kirchnerismo y el resto de la oposición parlamentaria.

No podemos olvidar, ni perdonar y menos aún, reconciliarnos con los autores materiales e intelectuales de lo acontecido con Lu, ese pibe de 16 años que no quería robar para la policía. Con lucha, lo buscamos y lo encontramos. Ahora, solamente resta el juicio y castigo.

Ese espíritu es el que nos debe impulsar a acompañar a todas y todos los familiares de víctimas, cualquiera sea la ocasión en la cual hayan caído: una comisaría, una cárcel o una celda maloliente. Y estamos seguros que la lucha está en la calle. No queda otra alternativa cuando la política, la justicia y los organismos de seguridad se niegan a respetar los derechos de nuestros pibes. Pero es tarea de todas y de todos en la trinchera que cada uno o una elija para hacerlo.

De ese modo, lograremos satisfacer esa sed que no se alivia con meros documentos. Sino con memoria, verdad y justicia.
 

Recalculando…



Volvimos con la agenda en plena efervescencia por lo que ocurre en Venezuela. Pero tampoco queríamos dejar pasar las actividades que se vienen. Más aún, cuando no publicamos desde hace casi un año. Y estamos recalculando como seguir en la trinchera virtual además de la real. No es fácil. Hemos de intentarlo por deseo. Por ese ímpetu de continuar trabajando por una verdadera información al servicio del pueblo.

Este esfuerzo implica que no todos los días pueda salir Gacetillas Argentinas. Es posible que sea solamente semanal. El recálculo no es azaroso sino que es obligado por motivos personales, por un lado y por motivos políticos, por otro. Desde el fuero íntimo de este Director Editorial, las ganas fluyen como un torrente en medio de las montañas pero hay diques que lo contienen. Tampoco puede dejarse de lado los condicionamientos que implica hacer periodismo en plena dictadura civil como la que vivimos.

Poco a poco irán saliendo notas de opinión de acuerdo a la agenda noticiosa alternativa, en la medida que vayamos consiguiendo las autorizaciones de sus autores. También volveremos a exponer nuestros puntos de vista sobre varias cuestiones de actualidad.

¿Tardamos mucho?. Sí, y lo sabemos. Pero tampoco íbamos a correr riesgos innecesarios. Tenemos apoyos, y son ustedes los que no nos han abandonado a pesar de nuestra tardía aparición.

Por eso seguimos en la lucha. Que no es poca. Que cada vez es más difícil y entreverada. Son 15 años de estar en la web. Y no podemos dejar de estar en este 2019 problemático y febril…